banear

sábado, 1 de octubre de 2011

Blechnum spicant: nacido para vencer

El Blechnum spicant subsp. spicant es quizás sin exagerar uno de los helechos más rústicos, adaptables y resistentes de la família de las Blechnaceae. Es capaz de vivir tanto a pleno sol como en la más oscura de la penumbras, tanto en zonas permanentemente húmedas con las raíces encharcadas durante todo el año como en suelos resecos que sólo reciben la humedad del rocío aportado por la lluvia horizontal. Su adaptabilidad le permite incluso soportar el frío polar del sur de Islandia. Sin embargo, donde mejor se siente es en el agradable y paradisíaco clima subtropical de los archipiélagos de la Macaronesia. Prefiere crecer como rupícola sobre paredes verticales con sus frondes estériles orientadas hacia la luz. 

Numerosos ejemplares de Blechnum spicant creciendo en una pared vertical en un claro de un bosque de laurisilva cercano a la ciudad de Funchal de la Isla de Madeira. En la parte superior se ven algunas frondes fértiles verticales en contraste con las frondes estériles que tienen un hábito horizontal. Recomiendo ampliar las fotos con un doble click para apreciar mejor los detalles.

Vigorosas frondes estériles de Blechnum spicant fotografiadas en la Caldeira do Faial del Archipiélago de las Azores. En la parte superior de la imagen se ven algunas hojas de la alóctona asilvestrada Hydrangea macrophylla, vulgarmente llamada Hortensia.

Bajo las frondosas copas de los árboles de laurisilva del Sendero de las Vueltas de Taganana en pleno Parque Rural de Anaga de la Isla de Tenerife crecen estos ejemplares de Blechnum spicant en un ambiente de intensa penumbra. La fotografía fue tomada con flash a mediados del mes de mayo.

El Blechnum spicant tiene una amplia distribución. Además de la Macaronesia, a excepción de las Islas de Cabo Verde, también vive en Europa, Islandia, norte de Africa, Asia Menor y el Cáucaso. 

Presenta dos variedades:

1--el Blechnum spicant subsp. spicant var. spicant que tiene las frondes fértiles y estériles muy diferenciadas entre si. Las primeras son erectas con las pinnas separadas y las segundas péndulas con las pinnas muy juntas.
2--el Blechnum spicant subsp. spicant var. homophyllum que tiene todas las frondes erectas con escasas diferencias entre fértiles y estériles. Las pinnas de las frondes fértiles, además, están menos separadas que en la variedad spicant. 

Frondes estériles fotografiadas en la Isla de Faial del Archipiélago de las Azores, brotando en pleno mes de mayo con el aumento de las temperaturas de la primavera.

La variedad spicant es la más abundante y más ampliamente distribuida, mientras que la variedad homophyllum es mucho más escasa y sólo vive en Galicia y Portugal.

Haz de una fronde estéril con las pinnas sin pecíolo insertadas directamente en el raquis. En las frondes fértiles las pinnas son pecioladas. Las frondes del Blechnum spicant son muy coriáceas y rasposas al tacto. Parecen de plástico. La lámina es oblongo-lanceolada más ancha en su parte central.

Envés de una fronde estéril con el raquis muy prominente. Las pinnas presentan unas nerviaciones paralelas ligeramente oblícuas a cada lado del nervio central que parecen soros inmaduros.

Blechnum spicant subsp. spicant var. spicant en mayo en el momento de su máximo esplendor con las vigorosas frondes fértiles erectas y la roseta de frondes estériles horizontales en la parte inferior. Se puede apreciar mejor su belleza ampliando la foto, que fue tomada en mayo en el Parque Natural de Madeira.

Frondes fértiles del helecho anterior vistas de cerca. Llama la atención el intenso color rojo sangre del pecíolo y el raquis. A diferencia de las frondes estériles, las fértiles tienen las pinnas muy separadas y pecioladas.

Detalle del pecíolo y el raquis de las frondes fértiles con su bonito color rojo. Las frondes estériles tienen un pecíolo mucho más corto de color verde.

Haz de una fronde fértil de Blechnum spicant subsp. spicant var. spicant. Se aprecia la impronta de los soros que están en su envés y el borde denticulado de las pinnas.

Envés de la fronde anterior con los soros iniciando la maduración. Se ven los esporangios como bolitas negras bajo el indusio blanquecino a punto de iniciar la dispersión de las esporas.

Soros ligeramente más maduros que los de la foto anterior. Se distribuyen en dos hileras paralelas muy juntas siguiendo el nervio central de la pinna. Cada soro está cubierto por un indusio blanco bien desarrollado. Con frecuencia los soros son confluentes formando cenosoros contínuos. Se aprecia el borde espiculado de las pinnas con pequeñas dentículas. Se ve también el detalle de la inserción de las pinnas en el raquis con un pequeño pecíolo. En la Doodia caudata, otra blechnácea muy parecida, las pinnas de las frondes fértiles no tienen pecíolo y se insertan directamente en el raquis con una amplia base de inserción. (Ver el artículo de la Doodia caudata)



No hay comentarios:

Publicar un comentario